Casos Reales - Una compra accidentada

Casos Reales - Una compra accidentada
Nuestra Asegurada, mientras se encontraba en el interior de un supermercado realizando la compra, un vigilante de la empresa de seguridad privada del centro comercial, al perseguir por los pasillos un sospechoso de robo, la empujó, la arrolló y acabó tirándola al suelo.

El resultado habla por sí solo, graves lesiones en el coxis que le tuvieron 16 días ingresada en el hospital para su curación.

Informados del siniestro, tras obtener los informes médicos y el atestado de la policía, trasladamos toda la documentación a nuestro abogado que, tras entrevistarse con la Asegurada, procedió a presentar la correspondiente denuncia.

El médico forense del Juzgado de Instrucción, estableció una sanidad que no recogía con exactitud sus lesiones y las secuelas sufridas. Ante ello, encargamos a nuestros servicios médicos la emisión de un informe pericial, que acabó acreditando 148 días de baja y recogiendo unas secuelas que consistían en una coxalgia postraumática, material de osteosíntesis y un perjuicio estético ligero.

Al ser archivadas las actuaciones penales por entender el Juez de Instrucción que no existían en los hechos indicios de falta o delito, nuestro abogado procedió a presentar la correspondiente demanda civil en el juzgado de primera instancia, contra la empresa de seguridad privada y la propietaria del centro comercial.

Celebrada la vista, el Juez dictó sentencia, absolviendo al supermercado, pero condenando a la empresa de seguridad a indemnizar a nuestra Asegurada por el 100% de lo reclamado, 10.749,92€ más los intereses legales.

Tener contratada la garantía de Reclamación Daños corporales o materiales de la póliza Protección Jurídica Familiar de Seguros Catalana Occidente, garantizó a nuestra Asegurada disponer de un equipo de abogados y médicos especializados, sin coste alguno, que reclamaron con éxito sus lesiones.

Back to Top